Teletrabajo

5 claves para comer de forma saludable si trabajas desde casa

Si eres una de las millones de personas que trabajan desde casa en la actualidad, deberías tener en cuenta las siguientes claves para cuidar tu alimentación y beneficiar a tu salud tanto física como mental.

Los trabajadores remotos cada vez son más en el mundo actual, donde la tecnología ha contribuido a la multiplicación de freelance, la coordinación de equipos a distancia o la flexibilización de horarios. Si trabajas desde casa, debes aprovechar sus beneficios y paliar sus desventajas: como el mayor número de distraccionesla necesidad de adaptar el espacio y contar con una buena infraestructura para realizar tus tareas como comodidad o la importancia de respetar los descansos y el tiempo libre para mantener elevada tu productividad.

Mientras que trabajar desde casa puede permitirte una mayor libertad y mejor organización, descuidar los buenos hábitos puede conducirte al sedentarismo, a las escasas horas de sueño o a la mala alimentación. En este artículo nos ocuparemos de este último aspecto y te daremos un buen puñado de ideas para cuidarte con una dieta equilibrada, a la que puedes incorporar si lo necesitas alimentos para incrementar tu energíaingredientes positivos para la piel, o comida idónea para mejorar tu memoria y tu capacidad de concentración, además de superalimentos y especias plagadas de beneficios saludables.

5 recomendaciones para comer sano si trabajas desde casa

  • Prepara la comida de forma anticipada como si trabajases fuera de casa: Al igual que muchas personas que se proponen con firmeza comer sano llevan su tupper preparado con anterioridad a la oficina, tú también debes reservar un rato cada noche para cocinar o dedicar tiempo el fin de semana a la planificación de tu menú semanal, procurando que los nutrientes más importantes tengan presencia y buscando adquirir productos saludables, apostando por la alimentación ecológica, biológica, orgánica o sostenible si lo deseas.
  • Respeta los horarios de comidas: Teniendo en cuenta que en la mayor parte de los espacios de trabajo existen horarios designados para que los empleados hagan una pausa para el almuerzo, desde casa debes respetar esta pauta para propiciar una mejor digestión y obtener el descanso adecuado alrededor de las comidas. Si eres una persona olvidadiza, puedes valerte de la alarma del móvil o de las notificaciones de una app.
  • Snacks sí, pero saludables: Los freelances pueden sentirse más tentados a despachar un refresco tras otro o a tener una irresistible bolsa de patatas al lado del ordenador. Si bien picar algo ligero a media mañana o a media tarde no es malo per se, sí que debes procurar que este tipo de aperitivos sean saludables y además, te aporten una importante carga nutrititiva. Una tostada con aguacate y salmón, yogur con fruta o un puñado de nueces son algunas sugerencias de snacks sanos. 
  • Comer en casa no es obligatorio: Para romper con la rutina, no caer en la vida sedentaria y potenciar tus relaciones sociales, programa alguna comida fuera de casa con alguno de tus seres queridos. Este aliciente servirá para impulsar tu motivación y salir de la dinámica habitual de estar entre cuatro paredes.
  • Personaliza recetas básicas: En Internet encontrarás una gran cantidad de recursos para cocinar platos deliciosos a la par que sanosdesde aplicaciones para almacenar y compartir recetas a canales de Youtube o blogs especializados con ideas culinarias o cuentas de Instagram idóneas para foodies y amantes de la cocina. Una propuesta es tener un puñado de recetas básicas a las que incorporar o restar ingredientes en función de la cantidad de tiempo de la que dispongas o de lo llena que se encuentre tu nevera. De este modo podrás personalizar estos platos con toques creativos e inventiva.

Escrito por Andrea Núñez-Torrón Stock

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *