Editorial

¿Es posible labrarse una carrera profesional en los eSports?

Desde ValuePenguin analizan si es posible labrarse una carrera profesional en el mundo de los eSports hoy en día, teniendo en cuenta el enorme crecimiento que su popularidad ha experimentado en los últimos años.

Los eSports tienen un gran futuro por delante, tal y como revelan las estadísticas. En 2015 existían 120 millones de seguidores a escala global y otros 115 millones ocasionales. En 2017 nos topamos con 191 millones de fans asiduos y 194 millones de consumidores puntuales. Pero, ¿es factible labrarse una carrera profesional en este ámbito?

Además de los seguidores, son cada vez las personas que quieren convertirse en jugadoras profesionales de eSports, lo que ha propiciado incluso la aparición de academias dedicadas a la preparación de las futuras superestrellas en el sudeste de Asia. La evaluación elaborada por ValuePenguin apunta a que todavía no es una opción viable para la gran mayoría.

La principal conclusión es que pese al bombo, labrarse una carrera profesional sigue siendo difícil para la mayoría de los jugadores profesionales, pese a que los titulares mediáticos subrayen las cifras más destacadas.

El Campeonato Mundial 2017 de League of Legends, el juego de eSports más grande del mundo, contaba con más de 106 millones de espectadores. Faker, considerado como el mejor jugador de la Liga en el mundo, también llegó a los titulares cuando firmó un contrato anual de dos millones y medio de dólares. Sin embargo, estos números no son representativos

Únicamente los mejores juegos son lucrativos

Solamente los cinco mejores juegos son lo suficientemente lucrativos como para proporcionar un flujo de ingresos decente a los jugadores. Por ejemplo, los 3 mejores juegos del mundo (incluyendo League of Legends, Dota 2 y Counter-Strike: Global Offensive) acumulan más del 60% de los premios en eSports, mientras que los 5 mejores superan el 70%. Por otra parte, en cada unodeellos solamente hay de 20 a 30 equipos que realmente han jugado bien.

Incluso para los jugadores profesionales es complicado tener un salario elevado.Por ejemplo, aunque League of Legends recientemente instituyó un salario mínimo para jugadores de 75.000 dólares anuales en Norteamérica -solamente para jugadores principiantes-, en Corea -uno de los mercados de deportes electrónicos más activos del mundo-, el 45% de los jugadores profesionales de eSports bastante menos 50.000 al año. Los jugadores del Sudeste Asiático lo tienen más difícil. Por ejemplo, los de la League of Legends en Filipinas recibieron únicamente 3.600 de salario en 2017.

En Dota 2, donde dependen más del dinero obtenido en premios, únicamente los mejores 120 jugadores del mundo ganaron más de 30.000 dólares anuales en 2017. En definitiva, solamente algunos jugadores de los 20 o 30 mejores equipos de los 3 o 5 juegos más conocidos pueden estar a la altura de las ganancias más elevadas. Según el cálculo, serían unas 300 o 400 personas en todo el mundo, de entre los 15.000 jugadores profesionales de eSports que existen en el mundo. 

Cabe destacar que incluso los ingresos más altos serían insignificantes comparados con los que perciben otros jugadores profesionales, como en Estados Unidos los de la NBA, MLB o NFL.

Escrito por Andrea Núñez-Torrón Stock

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.