Teletrabajo

Toma el control de tu vida

Si quieres avanzar, si quieres tener progreso, si quieres tener buenos resultados, si quieres hacer una transformación en tu vida, lo primero que debes hacer es tomar control sobre tu vida.

Quiero que comiences a tomar el control de tu vida, lo que pasa en tu vida es tú responsabilidad y de nadie más, no es la educación que te dieron tus padres, no es tu pareja, no es tu trabajo, eso es lo que hay, con lo que nos toco nacer o lo que la vida nos puso en el camino, no hay más, pero lo que hagamos con eso, eso si depende de nosotros.

A lo mejor no pediste esa familia, ese cuerpo, ni esa vida… pero no dejes que la corriente te arrastre y te hunda, decide hacia donde nadar para salir de ahí.

Es increíble como para muchas personas siempre lo más fácil es hacer responsables a otros de lo que les pasa, incluso hasta tienen la capacidad de culpar a los objetos antes que a ellos mismos “es que la alarma de mi teléfono no sonó”, bueno, como si el teléfono fuera responsable de ir a trabajar, no lo revisaron, puede ser que se quedo sin batería y cualquier otro argumento, pero al final, si era importante levantarse debía tomar otra alternativa, punto.

Somos nosotros quienes estamos encargados de nuestra vida, de lo que sucede en ella, son nuestras decisiones las que nos han traído hasta aquí, en dónde estamos y de la misma forma somos responsables de movernos hacia donde queremos estar y para garantizarlo todos deberían tener un plan de vida detallado.

Muchas veces creemos que nuestra vida está decidida por cuestión divina, en parte puede ser verdad pero hay personas que esperan que esa fuerza superior haga todo el trabajo.

Por ejemplo, ahora en la copa del mundo, yo me pregunto  ¿Cómo decide esa fuerza divina para saber a quién ayuda si ama a todos por igual?, ¿Cuál es su criterio?

Si juega España vs Portugal y AMBOS equipos antes de jugar, se hincan y  le piden a esa fuerza superior “ayúdanos a ganar por favor” ¿A quién decide ayudar esa fuerza superior?, yo tengo una teoría… y es que dice “Hijos míos, los amo mucho a ambos, yo los cuidaré, pero ustedes decidan quién será el ganador”.

Y ahí es cuando se hacen responsables de lo que pasa en su vida.

El problema es cuando esperamos que alguien o algo resuelva nuestra situación y nosotros no hacemos nada, puede ser que haya una fuerza superior que nos abra los caminos, pero a nosotros nos toca dar los pasos.

Toma el control de tu vida, de lo que sientes, de lo que piensas, de tus decisiones… si te acercan o te alejan de la vida que quieres, toma el control y conviértete en la persona que quieres llegar a ser.

Estás donde elegiste estar o por lo menos dónde aceptaste o has permitido que los otros te tengan, pero al final todo sucedió frente a ti, hazte responsable de tus decisiones, toma el control de tu vida.

Saludos,  

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.