Teletrabajo

¿QUE ES SERVIR?

Hoy me preguntaba sobre lo que es servir? Y para ello empezare hablando de algo que a la mayoría de los seres humanos nos inquieta, nos mueve, y es la búsqueda de propósito en nuestra vida.

Culturalmente nos han enseñado que nuestro propósito es tener éxito y ganar dinero. De hecho, las grandes personalidades que suelen ser nuestros ídolos y ejemplos a seguir son aquellos que han logrado obtener grandes cantidades de dinero y poder.

Y no hay nada de malo en eso, el éxito, el dinero y el poder son maravillosas herramientas en este mundo. Sin embargo, son sólo eso, herramientas, y por ende no pueden ser el propósito último de la vida. La vida se trata de mucho más, y tal vez esa sea la razón por la que hay tantas personas que sienten un profundo vacío y una gran insatisfacción en su existencia, como si algo les faltara.

Y ahi va siendo importante lo que es servir!

Toda esta necesidad que nos hemos creado, de tener más y ser más que los demás, nos ha puesto en una situación de constante competencia, de presión, de estrés, de angustia. Nos ha separado a los unos de los otros, nos ha convertido en extraños, nos ha aislado, nos ha obligado a vivir en soledad.

Ademas que el formato que nos vendieron está incompleto, es insuficiente, pues al final nos deja con un sinsabor y con la sensación de que tiene que haber algo más, que si vinimos a este mundo fue a algo más de lo que hasta ahora hemos hecho.

Y esa sensación no es otra cosa que nuestra propia voz, hablando desde adentro, recordándonos que no somos lo que nos dijeron que éramos, que no somos lo que creemos que somos, que somos parte de algo que es más grande que nosotros, que va más allá de lo que vemos y entendemos.

Pero ¿qué significa servir?

Tal vez darnos cuenta de que si bien somos nuestra principal misión, no somos el centro del universo y el planeta no gira en torno a nosotros. Que es importante buscar nuestro bienestar, pero también ser instrumento para el bienestar de otros.

Servir es estar amorosamente dispuesto para el otro, es darnos cuenta de su alegría, de su dolor, de su proceso. Es acallar el ruido de nuestras preocupaciones, de nuestros miedos, de nuestras necesidades, y escuchar las del otro.

Es saber que una palabra, una mirada, un abrazo, o la simple presencia, pueden hacer la diferencia en la vida de alguien.

Nuestro verdadero legado es poder tocar la vida de otro ser y brindarle algo de nuestra luz en un momento de oscuridad. Es ahí donde nuestra vida encuentra su propósito, es ahí donde sentimos que nuestra existencia ha valido la pena.

Y si nos disponemos a dar lo mejor de nosotros a la vida, la vida nos dará lo mejor de ella también. No esperemos al final de nuestros días para darnos cuenta, cuando ya sea demasiado tarde para hacer las cosas diferentes.

Un saludo parceros… 😉

Daniel Tirado / #BeachMoney

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.