Y de nuevo, decidiste no ir a ese evento.

Sin embargo, ahora que ves las fotos que están colgando todos los asistentes en las redes sientes cierto remordimiento. En tu cabeza resuena eso de “quizás debería haber ido”.

Pero como no quieres sentirte mal, para autojustificarte dices“si eso del networking no sirve para nada”.

Tienes que perdonarme, pero no te entiendo.

Porque no es solo que el networking funcione. Es que el networking es una de las estrategias que más puede ayudar a crecer tu negocio online.

Muchísimas personas me dicen que no se relacionan con otras personas de su sector por vergüenza, miedo a la negativa o timidez. Y todo eso son tonterías. No hay nada que pueda justificar el que no quieras crecer.  Tan solo una manera de estancarte en tu zona de confort.

Por eso hoy te he escrito una guía sobre cómo hacer un networking activo y profesional.

En este post tienes todo lo que necesitas para que asistas a un evento con confianza y aproveches al máximo todas las oportunidades que tienes ante ti.

Desde YA no hay excusas que valgan.

¿Qué es el networking y por qué debe ser uno de los mayores activos de tu blog?

Me resulta curioso el ver las opiniones tan diversas que existen sobre el networking. Cuando hablo con muchos bloggers me encuentro con sentimientos muy dispares.

  • “No voy a ningún evento porque son todos una pérdida de tiempo”.
  • “No me pierdo ni uno. Donde hay un evento, ahí estoy yo”.
  • “Yo ir voy, pero termino siempre solo en una esquina”.

Seguro que tú también has escuchado frases como estas o hasta es posible que tú mismo las hayas pronunciado. Pero aquí ya partimos de un error de concepción: pensar que el networking es solo asistir a eventos.

Y esto es un error grave.

Si traducimos de forma literal “networking” significa “trabajar en red”. Y esa red no es otra cosa que salir de tu cueva bloguera y abrirte al mundo. Y es que cada vez que te relacionas con una persona de tu sector estás trabajando tu red de contactos.

Por eso, dentro de la definición de networking también entra:

¿Y sabes por qué te estoy diciendo todo esto?

Porque el networking es uno de los activos más importantes de un blogger. El networking es tu oportunidad de conseguir visibilidad, colaboraciones, clientes… Networking es hacer negocios.

El networking es uno de los activos más importantes de un blogger Clic para tuitear

Pero sí, nadie va a negar que el asistir a eventos es una parte muy importante dentro del networking. Es el momento de bajar de la nube y dejar que la gente te conozca en persona. Toca desvirtualizar y ver por fin a quién corresponde la foto que aparece en tu blog.

Y ahí es cuando a todo el mundo le entra el miedo: cuando toca dar la cara.

Aunque puedo llegar a entender que te pongas nervioso, no te puedes permitir perder toda la promoción que obtendría tu negocio por tener miedo a no caer bien. Nadie te pide que seas una estrella de rock, solo sé tú mismo.

Sé transparente y muéstrate tal cuál eres. Tampoco hay más secreto.

Cómo convertir un evento en el arma perfecta de tu social networking

Ahora que ya no hay excusas, lo que quiero es enseñarte a sacar el máximo provecho a un evento. No me vale de nada que “estés”, si solo te quedas en un rincón, escuchas las ponencias y te vas.

Esto no deja de ser una mutación de la agorafobia digital.

Pero por suerte también hay tratamiento para que superes esta enfermedad y saques todo el provecho a los eventos. Hoy te voy a enseñar a planificar tu networking de manera que consigas 2 objetivos:

  • Asistas a un evento con completa seguridad y confianza.
  • Transformes a personas desconocidas en colaboradores y posibles clientes.

En estas 2 cuestiones es donde está la diferencia entre solo “estar” en un evento y hacer un networking efectivo.

#1 Planificación: a dónde ir y por qué

Asistir a todos los eventos de tu sector no solo es una tontería, sino que perderás tiempo y dinero. La primera regla que tienes que tener en cuenta es que vale más la calidad que la cantidad.

Tienes que aprender a elegir.

Tu primera tarea es hacer un listado de los eventos más importantes que existen en tu sector. Esto no es muy difícil. La amplia mayoría ya te sonarán porque se repiten año tras año. Y si no es así, basta con que abras Google y busques.

Con tu listado ya hecho, toca elegir a cuáles ir. Para decidir debes fijarte en estos criterios.

  • Quién acudirá: esta es la razón principal para elegir un evento u otro. No te fijes solo en los ponentes e intenta averiguar qué otros bloggers acudirán. Para descubrirlo puedes revisar el hashtag específico que se crea (por ejemplo, #TribuCamp). Los asistentes suelen escribir un mensaje usando ese hashtag para contactar con otras personas que también van a acudir.
  • Tamaño del evento: si es grande tienes más opciones de conocer personas y te será más sencillo socializar. En cambio, en uno pequeño se favorece el establecer relaciones más estrechas. Esto es útil si asiste una persona a la que tengas mucho interés por conocer. Si no es es el caso o es tu primer evento, siempre será mejor que sea uno grande.
  • Precio: algunos eventos son gratuitos, pero los que realmente interesan son de pago. Una persona que paga una entrada para asistir a un evento está mucho más implicada con su negocio. Si entiende que trabajar contigo le va a ser rentable no te tendrá problemas en contratarte.
  • Las ponencias o tema principal: un evento es un sitio estupendo para mantenerte al día de todo lo que se cuece en tu sector. No seas tan prepotente de creer que ya sabes todo acerca de tu temática. Nunca dejan de aparecer estrategias o conceptos nuevos. Y si no lo crees fíjate en esta frase.

Un evento es un lugar donde fluye el conocimiento más actual y valioso de un sector por 2 motivos:

  • Modelos a seguir: conocerás gente con una gran experiencia y que ya tiene una trayectoria.
  • Personas como tú: encontrarás personas con tus mismos problemas y con las que poder compartir consejos.

Ahora que ya tienes toda la información que necesitas, elige entre 3 y 5 eventos a los que puedas asistir y fíjalos en tu calendario.

#2 La estrategia previa: qué hacer antes del evento

Aquí es donde suele fallar el 99% de la gente.

¿Qué es lo que pasa después de que una persona compra su entrada? Que se olvida del evento hasta que llega la fecha del mismo. 

Y cuando llega ese día, asiste al lugar sin saber qué decir o con quién hablar. Se encuentra perdida y al no saber qué hacer, termina cogiendo su móvil. Pero mientras esa persona está aislada con su teléfono, el resto de asistentes están hablando y compartiendo conocimientos.

¿De verdad asistes a eventos para consultar tus emails?

Mentalízate desde ya de que aislarte no es una opción.

Para que eso no ocurra tienes que prepararte. Al igual que te documentas para realizar un post, también te tienes que preparar para realizar un networking activo. Esto te hará ganar seguridad y confianza por lo que acudirás más relajado y abierto.

Piensa que gran parte del éxito de tu estrategia de networking se va a cocinar ahora, en todo lo que vas a trabajar antes.

1. Márcate objetivos

Ya sabes quién va a acudir, así que filtra. No puedes conocer a todo el mundo. No vayas como si fueses un cazarecompensas y hablar con un mayor número de gente tuviese premio. Déjate llevar por la intuición y el sentido común.

No acudas a un evento como si fueses un cazarecompensas y hablar con muchísima gente tuviese premio Clic para tuitear

2. Prepara tus temas salvavidas

Punto especial para los más tímidos. Imagínate que estás en un grupo o con una persona y de repente se hace el silencio. Nadie dice nada y te empiezas a poner nervioso. Para este tipo de situaciones es muy útil que tengas preparadas varias preguntas:

  • “¿Qué os ha parecido la ponencia de “X”?”
  • “A mí me ha sorprendido lo que ha comentado “X” de este tema, ¿tú qué opinas?”

Son preguntas que encajan en cualquier situación y que harán que se reactive la conversación.

3. Revisa los temas candentes y NO polémicos

Si has llegado temprano al evento, no pierdas la oportunidad de hablar con los asistentes que también hayan “madrugado”. Como todavía no hay ponencias las preguntas anteriores no te valen, pero tienes otras opciones que nunca fallan:

  • “¿De qué trata tu blog?”: ¿qué blogger no quiere hablar de su proyecto? Tendrás un buen rato cubierto.
  • Temas actuales: en todos los sectores hay noticias que siempre despiertan interés. Por ejemplo, dentro del blogging las herramientas generan muchos comentarios. Revisa de qué temas se están hablando ahora en tu sector y pide la opinión de los demás.

No te compliques mucho en este punto y no escojas temas que tengan que ver con política o religión. Las posibilidades de que eso acabe mal son altísimas.

4. Investiga a la personas que te interesan

Estás junto a la persona con la que te interesa contactar y te das cuenta de que no tienes ni idea de qué hablar. ¿Te sorprende? Pues ocurre constantemente.

No te puedes permitir que algo así te suceda porque a lo mejor no tienes la opción de volver a hablar con ese blogger. Y si es un ponente mucho más, habrá cola para hablar con ellos.

Al igual que antes, ten preparada una serie de temas:

  • Posts de su blog que te hayan gustado: “me encantó el día que escribiste sobre…”.
  • Algo curioso de su “sobre mí” en lo que coincidáis: “así que también estudiaste en…”, ” a mí también me gusta mucho…”.
  • Prepara el terreno: si tu intención es hacerle un propuesta posterior por email, introduce temas relacionados a lo que le vayas a proponer. Así también verá más natural el email que le escribas.

Esta documentación previa te hará sentirte más tranquilo aunque estés antes alguien que admires o que sea mucho más grande que tú. Además, nunca hay que olvidar que son personas de carne y hueso como tú.

5. Contacta antes y concierta una cita

Si tienes mucho interés en hablar con una persona en concreto puedes contactar antes del evento con él. Escríbele un email para decirle que te has enterado de que va a asistir y que te encantaría hablar 5 minutos con él.

También tienes la opción de quedar antes o después del evento. Pero si se lo propones tienes que dejarle clara tu propuesta en el email que le escribas.

6. ¿Sabes hablar de ti?

Otro punto dónde falla muchísima gente es este. Se han preparado para hacer preguntas a los demás pero se han olvidado que deben responder cuando le pregunten a él.

No olvides que estás entre personas que pueden convertirse en un futuro cliente si les interesa lo que haces. Por eso tienes que ser capaz de explicar tu propuesta de valor de una forma sencilla y clara.

Resumir toda tu propuesta de valor en un discurso de unos segundos (elevator speech o pitch) no es algo tan sencillo como te pueda parecer. La gente no tiene todo el día para escucharte.

Para que te hagas una idea, un elevator pitch suele durar un minuto. Y en esos 60 segundos tienes que volcar esta información:

  • Quién eres.
  • A quién ayudas (piensa siempre en quién tienes delante).
  • Cuál es el problema que solucionas.

No lo prepares solo de forma mental. Escríbelo en un papel y ensáyalo. Primero frente a un espejo y luego con alguien de tu familia. Piensa que para que suene natural tienes que tenerlo bien ensayado.

Recuerda no entrar en tecnicismos o detalles que sean difíciles de comprender. De hecho, si quieres dar una cifra es mejor que la redondees. Así conseguirás que tu mensaje sea más claro.

7. Cómo vas a contactar y cómo van a contactarte

Aunque estemos en plena era digital tienes que darte cuenta de que no te va dar tiempo de anotar todo en el móvil.

Antes de acudir al evento tienes que pensar en cómo vas a dar tu información y cómo vas a recogerla. Aunque lo ideal es que tengas tus propias tarjetas de visita, puede ser que te quedes sin ellas o que acudas a un evento de improviso.

Si te ves en una situación así, merece la pena que hagas unas tarjeta de visita caseras. Con que pongas tu nombre, tu dominio y tu email ya es suficiente. No juegues a ser diseñador. Luego, solo las tienes que imprimir en una cartulina y recortarlas.

Si no tienes tarjetas de visita, hazte unas caseras Clic para tuitear

Para guardar la información sí puedes usar tu móvil. Hay muchas aplicaciones para móvil tipo CamCard Free que te permiten escanear las tarjetas de visita y acoplar la información a tu agenda de contactos.

Si eres algo menos digital puedes recoger las tarjetas como se ha hecho siempre. Aunque tampoco estará de más que revises dónde las vas a guardar. No serías la primera ni la última persona que pierda la tarjeta del contacto de la persona más importante que conoció.

8. Deja todo tu trabajo listo

Y para el final la más evidente pero la que más se incumple. Deja todo tu trabajo acabado antes del evento.

Con trabajo también me refiero a contestar emails y llamadas. Dedica un tiempo extra la semana de antes y llega con toda tu mente centrada en la gente a la que vas a conocer.

#2 Durante el evento: cómo gestionar tus oportunidades de la forma más efectiva

Por fin ha llegado el gran día. El momento de dar el todo por el todo y sacar provecho del trabajo que has hecho antes.

Todo lo que te voy a explicar ahora son trucos para que generes la mayor visibilidad posible y destaques frente a los demás. Vas con los deberes hechos así que puedes estar tranquilo, todo saldrá bien.

Vas a ser el rey del networking.

1. Haz preguntas

No se trata de que monopolices el micrófono, pero hacer una pregunta interesante es una gran manera de llamar la atención. Si te fijas, es lo mismo que escribir un buen comentario en el blog de un influencer.

Un truco muy interesante y que mucha gente olvida es el de presentarse antes de realizar una pregunta:

  • “Hola. Mi nombre es “X” del blog “X”, me gustaría preguntarte…”.
  • “Hola. Mi nombre es “X” y soy (tu profesión) y mi pregunta es…” (esta opción es interesante cuando el dominio de tu blog coincide con tu nombre).

Si tu pregunta llama la atención muchas personas te guardarán en su memoria.

2. Aprovéchate de Twitter

No hay evento que no intente convertirse en Trending Topic. De hecho, es habitual ver a todos los asistentes tuiteando al mismo tiempo que escuchan las ponencias.

Sé ingenioso y aprovéchate de las mejores frases para tuitearlas. Ganarás visibilidad y conseguirás nuevos seguidores en tu cuenta de Twitter.

3. El momento coffee

Muy bien, has estado activo en las ponencias y en las redes. Ahora toca rematar la faena y lanzarte a hablar con otras personas.

Si has ido solo esté será el momento que más miedo te dé. Te da vergüenza introducirte en un grupo o no sabes cómo presentarte. Y como no, la tentación de coger el móvil y pegar un repaso a los emails es muy fuerte.

Olvídalo. Eso no es una opción y debes ir mentalizado. Toma nota de este Fast Track de sociabilidad blogger y pasa de las inseguridades:

  1. Has ido solo pero no estás solo: en las ponencias estás sentado al lado de otras personas para entablar conversación (¡sin molestar en las ponencias!). Cuando llegue el momento del break podrás unirte a ellos porque ya tienes algo de confianza.
  2. Busca grupos grandes: por inercia en los eventos se forman grupos, pero eso no significa que todos se conozcan y sean amigos. Solo acércate y escucha de qué están hablando. Y si tienes algo que aportar, ¡solo dilo!
  3. Otras personas que están solas: sí, no eres el único tímido de la Tierra. De hecho, si preguntas a los demás, verás que todos están tan nerviosos como tú. Si no ves opción de unirte a un grupo, busca a otras personas que estén como tú. Solo acércate y preséntate. Lo más seguro es que te reciba con una enorme sonrisa de alivio.
  4. Desconecta si hace falta: si te has quedado solo o te has agobiado, don’t worry. Aprovecha para ir al baño y date un minuto para relajarte. Luego sal y vuelve a acercarte a un grupo.

Recuerda que un evento no es un concurso para encontrar a Míster o Miss Simpatía. Tranquilidad y todo fluirá de manera natural.

4. Recuerda escuchar

Hacer networking significa reciprocidad: dar y recibir, escuchar y hablar. Sin embargo, no hay evento en el que no te encuentres a personas con estos 2 perfiles:

  • El tímido con cara de angustia que no habla con nadie.
  • El blogger yoísta que no deja hablar a nadie más.

Tan mala es una opción como la otra. Si no escuchas a la persona que está a tu lado se agobiará y te dejará solo en cuanto pueda.

Además, escuchar es la mejor herramienta que puedes usar para conseguir más clientes. Escucha los problemas y necesidades de las personas que te rodean. Descubre qué es lo que preocupa a la gente para ofrecerles luego soluciones.

5. Los ponentes no muerden

No te cortes a la hora de hablar con los ponentes. Un influencer es alguien igual que tú, no los veas como si fuesen seres inalcanzables.

Acércate y dale la enhorabuena por su charla. Lo ideal es que destaques un punto y lo comentéis. No solo le estás alabando sino que demuestras interés por su trabajo. Piensa que la mayoría se suele quedar con frases del estilo:

  • “Me ha encantado lo que has dicho”.
  • “Felicidades por tu ponencia”.

Tú debes ir más allá y profundizar sobre alguna de sus ideas. Eso le sorprenderá y le llamará su atención.

Eso sí, no seas acaparador y limita tu tiempo. Habrá más personas que deseen hablar con esa persona. Tienes que ser respetuoso.

6. Ponte recordatorios

Aunque ahora piensas que no vas a hablar con casi nadie, la realidad es que vas a contactar con muchísimas más personas de las que te imaginas.

Mientras estás en el evento hablarás con infinidad de gente e intercambiarás muchísimas tarjetas de visita. En ese momento estás fresco y acabas de hablar con ellos, pero lo más probable es que al día siguiente no recuerdes a todas las personas.

Aprovecha esos minutos que hay entre ponencia y ponencia para escribir en cada tarjeta quién es su dueño (por ejemplo cómo iba vestido) y de qué hablasteis.

No hay nada peor que llegar a casa y ver que tienes un montón de tarjetas “anónimas”. Eso son contactos perdidos, no confíes tanto en tu memoria.

7. Antes, durante y después

Si antes te dije que los momentos previos al evento son estupendos para contactar con gente, cuando ya ha terminado también. Ahí todo el mundo está más relajado y es más abierto, así que aprovecha a hablar con esas personas que te intimidan más.

Eso sí, no dejes a tus personas objetivo para el final. Muchas salen pitando del evento porque tienen que coger un avión o un tren para regresar a sus casas.

 #3 Después del evento: toca rematar la faena

Sí, ha acabado el evento y tu agenda está repleta de contactos. Llegas a casa, descansas y te pones a atender todas las cuestiones que han surgido mientras estabas fuera. Que si un email, que si escribir un post, terminar ese trabajo…

Y cuando te quieres dar cuenta ha pasado una semana del evento y tus contactos se han enfriado. La magia del momento se ha evaporado y ahora todo suena mucho más frío. Hasta te da reparo mandar un email a esa persona con la que quedaste en contactar.

Esto que te acabo de contar es muy habitual. Uno se relaja cuando ha pasado el evento, deja pasar el tiempo y pierde el tren. Apunta bien tus deberes postevento.

1. Agrega a tus contactos en tus redes sociales

Esto lo puedes hacer mientras regresas a casa y no te llevará más de 5 minutos. Si te has hecho alguna foto con alguien es el momento ideal para subirla y poner un mensaje del estilo: “Encantado de conocer a “@persona” en “hashtag del evento”.

2. Escribe un post sobre la experiencia

Ya lo has visto en la imagen anterior. Escribir un post sobre cómo te ha ido en el evento es una oportunidad para ganar visibilidad. Aprovecha para citar y enlazar a todas las personas que hayas conocido. Eso le dará una ventaja extra al post y llegará más lejos.

Y por supuesto cuando compartas el post etiqueta a todas las personas que hayas citado.

3. Manda esos emails YA

Cada día que pase más lejana le resultará a la persona la propuesta que le realizaste. Al día siguiente (no esperes más) manda un email muy breve recordando quién eres, de qué hablasteis e invítale a una reunión.

Y siempre que hagas una propuesta de ese tipo sugiere una fecha y una hora. La gestión será mucho más rápida. Recuerda que cuanto más fresco esté todo más opciones tienes de que cerréis un trato.

4. Confirma citas

Si durante el evento ya quedaste con alguien, confirma la reunión con un email. Al igual que antes, no te alargues. Solo indica quién eres y que habéis quedado tal día a tal hora.

Sé muy claro en el asunto para que destaque en su bandeja de entrada. Piensa que después de un evento lo normal es que todos recibáis muchos correos. Puede ser algo así: “Recordatorio reunión día x”.

¿Quieres probar todos estos consejos? Apúntate al TribuCamp

Tienes todos los consejos para sacarle el máximo provecho a un evento. Ahora solo te toca elegir el próximo y ponerlos en práctica.

¿Qué tal si lo haces en TribuCamp?

Como ya sabrás, el 18 de febrero tendrá lugar la 2ª edición del TribuCamp.

El evento en el que nos jungaremos más de 250 bloggers, 250 personas hipermotivadas, dispuestas a pasárselo bien y a compartir con los demás sus conocimientos. Va a ser una explosión de karma digital bestial.

Tendrás a varios de los mejores bloggers de habla hispana, a decenas de personas que están en tu misma situación, oportunidades en actividades de netwowrking como coffee breaks y cócteles, etc. Un “campo de pruebas” para poner en práctica todo lo que sabes ahora mismo sobre networking.

Quiero que el Tribucamp se convierta en el evento de referencia del blogging y el lifestyle. Quiero que se aporte tan valor en esa sala que ese día marque una antes y un después en tu negocio.

Y quiero que tú, querido networker Pro, le saques el máximo provecho.

Así que solo me queda hacerte una pregunta: ¿te vienes a TribuCamp a hacer networking o te quedas en casa esperando “el próximo evento”?

Escrito por Franck Scipion