Si es la primera vez que vas a lanzarte al mercado de los infoproductos, necesitas tener  muy claro este consejo: empieza por algo sencillo.

Casi todos los infoproductores novatos quieren crear un programa estrella, que se convierta en un referente para el sector.

Pero te diré algo: el desarrollo de un infoproducto de este tipo conlleva demasiado tiempo, dinero y esfuerzo.

¿Qué pasa si después de consumir todos esos recursos descubres que no era lo que tu audiencia estaba buscando?

No sería nada descabellado. Te aseguro que a mí me ha ocurrido.

Por eso, para evitar este problema, lo más recomendable es que valides el mercado con un infoproducto básico, que tenga una temática muy concreta, sea práctico y no te suponga un gran esfuerzo de creación.

Una vez que lo lances al mercado comprobarás si tu idea tiene aceptación y si hay una demanda real. Entonces, podrás virar y adaptarte en caso de que sea necesario o empezar a crear algo más grande si has tenido éxito.

Además, no lo hagas solo por el esfuerzo o la capacidad de venta, sino también para ir consiguiendo clientes a diferentes escalas de precios.

Ve paso a paso, ocupa todos los escalones de la gama de infoproductos y súbelos de abajo a arriba.

El que te compra un ebook puede que jamás te compre tu vídeo curso, porque no quiera gastarse ese dinero.

Pero también puede que ese mismo que te compre el ebook disfrute leyéndolo y decida pasar al siguiente nivel con una nueva compra de tu curso.

Lo importante es que cubras todas las posibles necesidades de tu público potencial, desde la base hasta la cima.

¿Cuánto tiempo necesitas para crear tu infoproducto?

Seguramente llevas retrasando tu propio producto digital desde hace semanas o incluso meses.

  • ¿Será buena mi idea?
  • ¿Me comprará alguien o tan solo perderé el tiempo?
  • ¿Cómo voy a diseñar el infoproducto si no sé usar Indesign?
  • ¿Y cómo lo venderé?

Deja de hacerte tantas preguntas. Todas esas dudas te paralizan, te bloquean y hacen que siempre digas “lo haré más adelante”. Se acabó.

Necesitas abandonar el bloqueo y tener foco de una vez por todas. En este artículo te voy a explicar cómo crear un infoproducto en solo 7 días.

No pienses tanto en el largo plazo. Céntrate ahora en el presente y aborda una tarea detrás de otra. Ve paso a paso.

Si te lo propones, te aseguro que serás capaz de crear un infoproducto esta misma semana y comenzar a venderlo sin ni tan siquiera haberlo creado.

Plantéatelo así. Tienes 7 días. Ni más ni menos. ¿Qué eres capaz de vender en una semana?

Hace unos años, le hice esa misma pregunta a Soma y conseguí trastocar su mundo por completo. Pasó de tener un blog a tener un negocio online.

Ahora te pregunto a ti. ¿Qué me respondes?

Necesitas crear algo para testear rápido el mercado y comprobar si tu público está dispuesto a comprarte.

No seas perfeccionista.

Un ebook en PDF con una portada creada por ti mismo es suficiente. Nadie quiere leer libros de 500 páginas, salvo que los haya escrito Stephen King o George R.R. Martin.

Si ofreces valor, no importa el formato o la longitud.

Y si no ofreces suficiente valor, da igual que tu contenido venga en forma de ebook, audiobook o vídeo curso: nadie lo comprará.

Plan de acción para crear tu primer infoproducto

Coge tu calendario, cuenta 7 días y marca en rojo la fecha. Ese será el momento en el que terminarás tu primer infoproducto mínimo viable. Cumple a rajatabla con el plazo, sin excusas.

Estos consejos te ayudarán a estar en el mercado antes de que quieras darte cuenta.

#1 Antes de nada, piensa cuál será el poder transformador

No es importante desarrollar mil páginas de contenidos, ni infinitos recursos ni las mejores plantillas del mundo. Lo que importa de verdad es que tu infoproducto tenga un poder transformador en la vida de quien lo compre.

Cuando vayas a darle forma piensa qué objetivo persigues y cómo va a ser el antes y el después de los clientes. Este ejercicio es fundamental porque te ayudar a desarrollar la estructura correcta del infoproducto, los contenidos y el mensaje de venta.

#2 Monta un e-book o un autoresponder

Estas son las dos opciones más sencillas para empezar. Pero además, el autoresponder tiene una ventaja añadida. Como se trata de un curso por entregas, que va llegando al usuario por e-mail de forma automatizada, puedes salir al mercado cuando tengas las primeras lecciones preparadas y luego ir creando los materiales restantes a medida que avanza el curso.

En cada uno de los correos deberás dar una breve explicación de la temática de esa lección y el enlace a la clase.

Esas clases, que pueden ser el formato vídeo o presentación, por ejemplo, y pueden estar alojadas en tu web de WordPress con una contraseña, pero también en un archivo Dropbox o en otras plataformas. Es decir, que no tienes que complicarte la vida montando una escuela online.

Solo necesitas crear el contenido dosificado y programarlo de forma automatizada con Active Campaign u otras herramientas de e-mail marketing.

#3 Haz una preventa

Si crees que tu idea es arriesgada o no tienes demasiadas posibilidades de validar el mercado, puedes hacer una preventa y descubrir si realmente tu público está dispuesto a pagar por tu infoproducto antes de desarrollar los materiales.

Simplemente, crea una página de preventa en la que expliques el poder transformador de tu producto, el guion de los contenidos y un botón de compra con un descuento potente como premio de confianza.

#4 Llega lo más lejos posible

El trabajo no se acaba cuando ya has creado el infoproducto. De hecho, es entonces cuando empiezan la mayor parte de las tareas: las de difusión y venta.

Promociona el lanzamiento en tu propia audiencia y no te conformes con un solo impacto. Lo ideal es que empieces a calentar a tu audiencia un par de semanas antes de que tu infoproducto llegue al mercado.

También es clave que crees alianzas con otros bloggers o emprendedores que trabajen con tu mismo público objetivo mediante el marketing de afiliación. Es decir, intenta que promocionen tu infoproducto a cambio de una pequeña comisión por cada venta.

#5 Crea un upsell

No te conformes con vender un infoproducto. Esa venta es una puerta abierta para que tu audiencia compre otros servicios o productos complementarios de mayor valor. ¡Aprovecha la oportunidad!

¿Te comprometes?

Ahora solo espero que este no sea otro de esos posts que lees, guardas en favoritos y después caen en el olvido.

Quiero que actúes.

Así que te propongo que cojas el calendario, cuentes 7 días y marques la fecha en rojo.

Las excusas ya no te sirven. En una semana puedes estar vendiendo.

¿Te comprometes a ponerte manos a la obra? Cuéntamelo en los comentarios.

Un artículo escrito por Franck Scipión