El camino más inteligente hacia tu primer infoproducto

¿Cuál es el camino más inteligente hacia tu primer infoproducto?

Esta es una gran pregunta.

La mayoría de los emprendedores sufren una falta de claridad crónica que generan dos problemas.

Complejidad y confusión.

Esto es un problema porque la gran mayoría se sienten agobiados.

Hacen un montón de tareas que al final no producen nada y esto hace que aumente su nivel de estrés.

Y esto realmente es un problema.

Pero desgraciadamente, existe un problema aún más grave.

Y es que la falta de claridad al final les lleva a hacer productos cuyos objetivos no son claros.

Con lo cual esto hace que al final no vendan porque la claridad de su propuesta no es lo suficientemente buena.

Con lo cual en este post voy a explicarte cual es para mí la mejor forma de ir progresando hacia un primer infoproducto y llegar a venderlos como churros.

Por qué antes de crear un infoproducto debes trabajar como freelance

Sobre todo, porque no tienes experiencia y nunca has trabajado antes.

Estás inventando un puesto de trabajo que nadie te está dando.

O te estás reinventando en este momento.

Por lo que necesitas practicar.

Practicar la entrega de tu solución, y ahí, empezar a resolver problemas para tus clientes.

Ya que será la mejor forma de entender mejor cómo debes crear un método que genere resultados y las expectativas, los sueños, y los problemas que pueden encontrar tus clientes.

¿Qué es para mí un servicio freelancer?

Bueno, por ejemplo puedes gestionar campañas de Facebook para tus clientes.

También puedes redactar textos para tus clientes.

Crear páginas de ventas.

Estos serían los servicios que tienen que ver con el mundo de la transformación digital, que están súper demandado en estos momentos en el mercado.

Si ya llevas algunos meses trabajando como freelancer es posible que al final te estés cansando de realizar estos servicios para tus clientes, lo entiendo.

Transformación de freelance a consultor

Volviendo a los ejemplos que te he dado antes, si estás ofreciendo diseño web para tus clientes, deberías quedarte únicamente con la parte estratégica.

¿Cuál sería?

La parte inicial en la que recuperas la información sobre el cliente, sus valores, y a parte de ahí tratas de diseñar una solución a su medida para él.

Más de lo mismo con Facebook Ads, hay una parte estratégica cuando tienes un nuevo cliente.

Tiene que ver con los objetivos, el cliente ideal y las audiencias, y esto es un trabajo más de consultoría que podías hacer.

En todos estos casos pasa lo mismo con la estrategia de contenido sobre las redes sociales.

En todos estos proyectos, al ser servicios de consultoría, podrías venderlos más caros.

Para tratar de clarificar un poco lo que puede ser tu propia oferta de consultor, ¿qué haría?

Pues, pensar en un proceso de unos tres meses en el que puedes dar una sesión a la semana con tus clientes.

También tendrías que pensar en el diseño de esta solución, por ejemplo yo buscaría, ofrecer lo mismo para todos mis clientes.

Con lo cual esto significa preparar 12 sesiones en el que vas a sellar un proceso de transformación.

El cual se convertiría en tu método de trabajo.

El que irás entregando poco a poco a tus clientes.

Como ves, haciendo esto también estamos dando un paso más hacia la creación de un infoproducto.

Porque ya estamos sistematizando nuestro método de trabajo, y lo estamos secuenciando de tal forma que existan 12 sesiones.

La siguiente etapa no es llegar aún a los infoproductos.



 

De consultor a servicios grupales

Sino que es la de pasar a los servicios grupales.

En este punto ya dominas completamente el método transformativo.

Estás vendiendo ya coaching o consultoría, con lo cual estás trabajando con servicios cortos que puedes vender a un precio premium.

¡Fantástico!

Ahora vamos a esperar tu tiempo, y en vez de trabajar de uno a uno, lo que pretendes hacer es formar grupos.

Seguramente grupos pequeños.

Por ejemplo cinco clientes en un grupo o diez clientes en un grupo.

Puedes acompañarlos en el mismo recorrido que le estabas ofreciendo a tus clientes en un 1&1.

Seguramente estabas cansado de repetir una y otra vez las mismas cosas.

Con lo cual ya podías pasar a un método de entrega de tus contenidos, algo más inteligente.

Si continuamos con la idea de tener 12 entregas en nuestra propuesta, por ejemplo podrías entregar un video el viernes y decirles a tus alumnos: «revisad este contenido durante este fin de semana y nos vemos el martes».

El martes podrías tener una sesión de control en el pueden hacer unos ejercicios y plantear preguntas.

Como ves de forma natural en todo este proceso, lo que estás haciendo es mejorar tu maestría.
Mejorar los resultados que produce tu propia solución.

Y poco a poco ir construyendo literalmente un infoproducto.

El último paso en este proceso es centrarte en las necesidades más comunes de todos tus clientes.

Para así formalizar la creación de tu infoproducto, y así luego ir haciendo el camino sin asumir el mismo riesgo, teniendo ya un canal de ventas ya construido.

Resumiendo un poco lo que hemos visto, existen varios pasos antes de transformarte en un infoproductor.

El fin es llegar a ofrecer soluciones que realmente escalen al infinito.

Todo depende de tu propia ambición.

Espero que pongas en práctica todos estos consejos y sigas trabajando en tu negocio.

Escrito por 

También te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.