Hacer marketing de afiliación es una gran idea; pero exige que prestes atención a la normativa de comercio electrónico y protección de datos.

El marketing de afiliación es una herramienta muy potente para desarrollar negocios mediante alianzas estratégicas con otros empresarios y profesionales. En realidad, permite que “cualquiera” pueda vender “cualquier servicio”, a través de terceras empresas o terceros profesionales, resultando especialmente útil cuando tus conocimientos, especialidades o estructura, no te permiten hacerlo por tí mismo.

Por ejemplo, puede que quieres vender cursos de formación, pero no te es posible desarrollar la plataforma tecnológica necesaria para la realización del proceso de venta, o para servir los cursos de manera privada a cada alumno, o sencillamente, para crear y desarrollar el temario. En ese caso, puedes publicitarlo y poner en marcha todo tu marketing y en el momento de cerrar la venta, lo “pasas” a otro operador que sí dispone de todos los medios técnicos y humanos necesarios para hacerlo. A cambio, recibirás la comisión que hayas pactado previamente con la empresa  la que le estás llevando el cliente.

Ahora bien, entre tu marketing de atracción, que lleva al cliente a tu sitio web, le vende el servicio, y la compra por parte de aquél, existe un paso intermedio, el click que lleva al cliente a la plataforma de la empresa que realmente vende el servicio, y para que tú cobres tu comisión, es necesario que exista “algo” que identifique en la plataforma de tu aliado estratégico a esa visita, como un cliente tuyo, para que te dé derecho a comisionar. Ese “algo” es un “Tracking”, y se gestionará, en la mayoría de los casos,  a través de una “cookie”.

A partir de aquí ya podrás darte cuenta que hacer marketing de afiliación es una gran idea para cuando no puedes desarrollar el negocio por ti mismo, PERO exige que prestes atención a la normativa de comercio electrónico y protección de datos, por cuanto vas a provocar el uso de cookies en el navegador de tu cliente, ya que si bien es verdad que la industria de “afiliación” ya ha tomado conciencia de este problema, y está trabajando en el desarrollo de sistemas de medición y seguimiento que no utilicen estos programitas, lo cierto es que, a día de hoy, todavía siguen siendo el sistema más habitual.

legal

Por ello, y a fin de no tener ningún tipo de problema al respecto, debes de:

1.- Introducir las cookies que vayas a utilizar para garantizar el correcto Tracking que viene exigido por el paso del cliente de tu sitio a la plataforma de tu socio, a fin de poder garantizar tu comisión, en el listado de cookies que utilizas, y con todos los demás datos de los que ya hemos hablado en posts anteriores, y todo ello, en la capa correspondiente.

2.- Introducir una explicación sobre el funcionamiento de todo este sistema en el apartado de “política de privacidad” de tu sitio web, y muy especialmente en relación con el punto de la cesión de los datos.

David Tierno García