¿Qué son espacios coworking y sus ventajas?

Coworking es una palabra en inglés que significa co-trabajo, también ha sido traducida como trabajo en cooperación o trabajo cooperativo. Para entender sus ventajas comencemos definiendo qué son espacios coworking.

¿Qué son espacios coworking?

Los espacios coworking son un tipo de oficina para emprendedores, autónomos y empresas que se tratan de lugares de trabajo abiertos y compartidos  por personas afines que pueden ser freelance, autónomos profesionales, emprendedores o personal de departamentos creativos de empresas que funcionan muy bien con este sistema a los que suelen llamarse coworkers. Incluso en muchos casos ni siquiera comparten empresa o sector de actividad, pero aprovechan los espacios juntos para generar conexiones. Esta idea nace en primer lugar con la intención de tener una oficina a bajo coste, pero la implicación social de este modelo de oficina ha demostrado ser una excelente fuente de creatividad e innovación.

Ventajas de trabajar en oficinas coworking

Aquí algunas ventajas de aprovechar un ambiente coworking:



1. Se ahorra dinero en servicios

Son espacios en los que tiende a compartirse todos los servicios ya que son abiertos. De tal manera que, se puede compartir los gastos de servicios de climatización, gas, agua, internet. Además, también puede compartirse electrodomésticos indispensables para el trabajo diario como aquellos relacionados con el cafetín o cocina (cafetera, nevera, etc.), máquinas de vending, el uso y mantenimiento de impresoras profesionales, escáner, gastos del personal de oficina como secretarias, la persona que asea, correo postal, etc.

2. Estimula la creatividad e innovación

Si eres un freelance o un emprendedor buscando un espacio de coworking es importante buscar profesionales que estimulen y te ayuden a crear un mejor trabajo, innovando cada vez más. Por ejemplo, si eres redactor freelance puede que profesionales relacionados como diseñadores, profesionales de SEO o marketing sean compañeros muy adecuados para ti. Además, estos espacios cuentan con un diseño pensado para estimular la creatividad, eligen colores acordes, materiales naturales y ventanas amplias para la entrada de luz natural, todos estos elementos juntos estimulan la creatividad.

3. Se desarrollan espacios multiculturales

Una de las diferencias de las oficinas coworking con las oficinas tradicionales es que en los espacios coworking se busca crear un ambiente multifuncional donde se puedan desarrollar relaciones estables a partir de eventos, presentaciones, conferencias, reuniones al aire libre, aniversarios, actos de celebración, lanzamientos de productos y servicios, seminarios y convenciones; es decir, actos que sacan a las personas de la rutina del trabajo.

Fíjate en el siguiente vídeo los espacios que forman parte de un ambiente coworking:

4. Arrancas con lo indispensable

Cuando las personas están comenzando algún proyecto necesitan tener todo lo indispensable para que funcione y además una buena imagen para captar sus primeros clientes. Sin embargo, si el dinero no abunda se invierte en la materia prima y se deja para después elementos indispensables que definitivamente hacen la diferencia entre un buen servicio y un servicio mediocre. Por ejemplo, es posible que no se adquieran muebles para los clientes, impresoras, equipamiento para una sala de reuniones, etc. Los espacios de coworking ofrecen todos estos espacios adicionales y están equipados con lo indispensable para dar un aspecto profesional en todo momento. Cuentan con internet a alta velocidad tanto por cable como wifi, escritorios, sillas, mesas, cajoneras con llave, salas de reuniones, equipos audiovisuales para presentaciones y más.

5. Consigues formar equipos de alto nivel

Es posible que los emprendedores encuentren muchos profesionales relacionados con sus emprendimientos que pueden perfectamente complementarse teniendo una relación laboral horizontal. De esta manera, tienen la oportunidad de trabajar juntos y conocer cómo pueden crear mejores proyectos cuando se unen profesionales de distintas áreas. Trabajando en coworking, se tiene la posibilidad de evaluar la forma de engranar un equipo de alto nivel, situación que es casi imposible trabajando de forma aislada. Además, puede encontrarse mejores proveedores o convertirnos en los proveedores de personas o empresas que comparten el mismo espacio.

6. Separas la vida personal de la profesional

Otra de las ventajas es que se logra separar la vida personal de la profesional en caso de que seas una persona que trabaja o tiene su oficina en casa. De esta forma, se está más presto a tener un ambiente profesional al compartir con un cliente un café, relacionarse con otros profesionales y tener un espacio ideal para impresionar a clientes potenciales.

7. Creas una cultura comunitaria

Se desarrolla un sentido de pertenencia a una forma de trabajo que impulsa una cultura innovadora de trabajo en comunidad. Algo distinto nunca visto en otras épocas que está desarrollando nuevas formas de relacionarse.

8. Te beneficias de aulas de formación

En algunos centros de coworking existe espacio para aulas de formación. Y esto es realmente ventajoso porque permite a un grupo de personas interesadas en la formación ofrecer cursos y actualizaciones, generalmente dirigidos, al tipo de profesional que es atraído por oficinas de coworking.

Vía: el Nuevo Entrepreneur

También te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.