Te desvelaré en este articulo el dilema WordPress vs Ghost; es decir, cuáles son las principales diferencias entre ambas plataformas. En el caso de WordPress, un sistema de publicación que goza ya de más de 12 años de vida y que, hoy en día, sirve no solo para crear simples blogs sino toda una gama de sofisticados sitios Web. Casi cualquier sitio Web que te puedas imaginar, se puede implementar con WordPress.

Por otra parte, Ghost es una plataforma relativamente nueva (tiene casi dos años de existencia) e innovadora, aunque en un estado de desarrollo todavía lo suficientemente incipiente como para que carezca de todas las funcionalidades que caben esperar.

De la potencia de WordPress como completísimo sistema de gestión de contenidos, te hablé en ¿Cuál es la mejor plataforma para crear un blog?. Allí encontrarás, además de un profundo análisis comparativo, dos infografías ilustrativas muy interesantes.

Para una introducción somera, te invito a escuchar el episodio número 2 de El Podcast de Blogpocket: Las claves para elegir una plataforma de blogging [podcast S1E02].

Para conocer otras soluciones, a la hora de elegir una plataforma de blogging que no sea WordPress, te recomiendo la lectura del siguiente artículo de Blogpocket: Las 12 mejores alternativas a WordPress.

Y también en Blogpocket está a tu disposición un extraordinario manual de WordPress, por si te quieres zambullir en el sistema de publicación de blogs más utilizado en el mundo: La guía definitiva para crear un blog profesional.

¿Es mejor Ghost que WordPress, o viceversa?

En este artículo te ayudaré a responder a esa difícil cuestión. Pero, a modo de aperitivo, te diré que John O’nolan, el creador de Ghost, ha puntualizado recientemente sobre este asunto:

En WordPress-land, los principiantes utilizan WP.com porque es (en esencia) similar a una red social en la que se tiene muy poco control sobre nada. Cuando las personas con el tiempo adquieren más conocimientos sobre blogging, se pasan al WordPress auto-alojado (WordPress.org) para ser dueños de un sitio más serio.

Lo bueno de Ghost (Pro) es la combinación de esos dos conceptos en una sola plataforma: es fácil de usar para principiantes gracias a su configuración en un clic, y también es un servicio totalmente gestionado para los usuarios profesionales.

Si quieres instalar Ghost tú mismo, puedes hacerlo. Pero en Ghost-land, no es realmente necesario. Lo mejor de todo es que el proyecto es financiado por la gente que utiliza la plataforma oficial.

[Vía Winning WP]

Aunque Jonh O’Nolan crea que no se pueden comparar WordPress y Ghost (realmente, es como comparar peras con manzanas, sí ambas son frutas pero no son iguales), la mejor comparación la realizó en esta entrevista, en la que afirmaba que “A diferencia de WordPress, que es como una navaja suiza con la que se pueden hacer todo tipo de trabajos, Ghost es como un destornillador de acero inoxidable, para hacer una cosa, realmente bien. En segundo lugar está la tecnología. WordPress se acerca a los once años de vida, y está basado en una tecnología que no ha variado en ese tiempo.

En esa entrevista también aclaraba algunas de las caraterísticas más destables de Ghost:

Ghost está construida con nuevas tecnologías, que en cierto modo acaban de empezar, pero son muy emocionante, porque existe un gran abanico de posibilidades que se pueden abrir. Un ejemplo es que cuando se mide el rendimiento en el lado del servidor, Ghost es entre un 800 % – 1800 % más rápido que WordPress, en términos de tiempo de respuesta del servidor. La usabilidad es otro de los motivos, y también el posicionamiento en buscadores, lo que marca una gran diferencia en un blog o una publicación.

Introducción a Ghost

Precisamente, mi experiencia en el uso de Ghost recorrió la misma trayectoria que indica John O’Nolan en ese comentario: primero probé la versión de Ghost auto-alojada, instalando y configurando yo mismo el software en Digital Ocean para, finalmente, usar solamente la versión Pro. La razón es que la versión Pro tiene exactamente todo lo que puedo encontrar en la versión instalable. Eso no sucede en WordPress. Si puedes invertir ocho dólares al mes por tener un blog en Ghost Pro, no te debes plantear la otra opción.

Aquí puedes encontrar información sobre cómo instalar y configurar Ghost en Digital Ocean: CÓMO CONFIGURAR UN DROPLET DE DIGITALOCEAN y ACTUALIZAR GHOST DE UN DROPLET DE DIGITAL OCEAN VÍA SSH.

A principios de enero de 2015 publicaba en antoniocambronero.com GHOST: EL ESTADO DEL ARTE, donde se resumían las últimas novedades en ese momento.

Cuando decidí migrar antoniocambronero.com desde Digital Ocean a Ghost Pro, fue porque la única diferencia que había entre la versión auto-alojada y la Pro era el coste. Y el precio entre Digital Ocean y Ghost Pro son muy similares. Ya había trasteado suficiente con el software y quería disfrutar de las ventajas de una plataforma orientada al contenido. En este aspecto, Ghost destaca sobre WordPress. Sobre todo con la posibilidad de editar las entradas con Markdown y con la vista previa siempre activa, en parelelo. En el editor de Ghost, ves lo que escribes directamente.

6-claves-para-ganar-dinero-con-tu-blog

Dónde puedo probar la versión instalable de Ghost

Para hacerte una idea muy completa acerca de Ghost, te aconsejo leer detenidamente mi artículo SOBRE EL SISTEMA DE PUBLICACIÓN DE BLOGS GHOST Y CÓMO PROBARLO.

La mejor forma, para mí, de probar Ghost es registrándote en Ghost.org y abriendo un blog allí. Te costará 8 dólares pero eso es lo que aproximadamente pagarás por un hosting y, además, estarás contribuyendo a financiar el proyecto.

Pero si quieres instalar y configura tú mismo la aplicación, te recomiendo el servicio de Host Fusion. Aquí te explico cómo hacerlo: CÓMO INSTALAR GHOST EN HOST FUSION Y POR QUÉ ELEGIR ESTE HOSTING ES UNA BUENA OPCIÓN.

Host Fusion ofrece la instalación de Ghost con un clic y recientemente incluye el uso de CloudFlare en todos sus planes de hosting, por lo que el rendimiento y seguridad de tu blog están garantizados. Al respecto del uso de CloudFlare por parte de Ghost Pro puedes leer el siguiente post: GHOST RECOMIENDA CLOUDFLARE PARA HACER TU BLOG MÁS RÁPIDO Y SEGURO.

Te invito a leer algunas entradas interesantes que escribí sobre la instalación de Ghost:

Uso de temas

Una de las cuestiones que debes saber, antes de empezar a usar Ghost, es que la tecnología de base de Ghost es totalmente distinta a la de WordPress. Ghost no emplea ni Apache, ni MySQL, ni PHP. Ese es uno de los inconvenientes fundamentales que impiden que existan más proveedores de servicios de Internet que ofrezcan Ghost en sus planes de Hosting. El caso de Host Fusion es loable pero no es lo habitual, desgraciadamente. Para John O’Nolan precisamente, ese es un impedimiento crucial para el desarrollo de la plataforma. Y de ahí, probablemente, el esfuerzo por desarrollar un producto único tanto si se opta por la versión instalable como por la Pro.

Según palabras de el fundador de la plataforma, Ghost es algo que la gente quiere y, en ese sentido, se está trabajando por ofrecer a los bloggers algo con lo que disfruten.

Es el caso de los temas. Una función esencial para la personalización de un blog. Pero el desarrollo de temas no se realiza con PHP sino con un lenguaje denominado Handlebars. En mi opinión, es mucho más fácil desarrollar plantillas para Ghost que para WordPress.

Uno de los empujes más fuertes para Ghost fue el asociarse con Envato, la empresa de ThemeForest. Lee más información sobre este asunto aquí: THEMES DE GHOST EN THEMEFOREST. Por un módico precio obtienes temas de Ghost muy buenos, con soporte técnico y documentación incluido.

A diferencia de WordPress.com, los temas en Ghost Pro se pueden modificar. Lee el siguiente artículo: CÓMO MODIFICAR UN THEME DE GHOST.IO.

Conclusiones: ¿debo utilizar Ghost?

Alucino cuando se ofrecen soluciones para convertir WordPress en Ghost. ¿Te gustaría comerte una manzana en forma de pera? No encuentro razones para que quisieras hacer eso porque si te gusta una manzana es por su forma, su textura y su sabor.

A Ghost le faltan muchas de las funciones que posee WordPress. Por ejemplo, los plugins. Mira aquí los planes futuros de Ghost: Feature Documentation.

Ahora mismo, Ghost es recomendable únicamente si, además de estar a la vanguardia de los sistemas de publicación de blogs, quieres un sistema sencillo, fácil de usar, sin complicaciones técnicas y orientado a la elaboración y publicación rápida de contenidos. Ghost es ideal para aquellos que desean poner en marcha un blog personal y no poseen conocimientos técnicos para instalar y configurar aplicaciones Web ni, claro está, recursos para contratar ese servicio.

En ese caso, antes de probar Blogger o soluciones mejores como WordPress.com o, incluso, Tumblr, yo te recomiendo absolutamente Ghost Pro.

Un artículo escrito por Antonio Cambronero