5 razones por las que España es uno de los mejores países para teletrabajar

¿Es España un buen país para teletrabajar? Si preguntas a los expertos, lo más probable es que te encuentres con opiniones divididas, y en todos los sentidos. Desde aquellos que apuntan a que las empresas españolas y el teletrabajo no son especialmente amigas, hasta quienes defienden que se está produciendo un éxodo de las grandes ciudades precisamente por eso.

Sin embargo, si te olvidas de las tendencias del mercado, las encuestas y ese tipo de elementos, España puede ser uno de los mejores países para teletrabajar, o para los ahora llamados nómadas digitales.

Aquí tienes 5 motivos:

Un clima brillante

Si preguntas a cualquier viajero de paso por España, sobre todo si viene del norte de Europa, te dirá que la península tiene un clima privilegiado. Algo que puede ser bastante beneficioso cuando se trata de teletrabajar, y más aún si cambias habitualmente de lugar de residencia.

Además, la considerable variedad de climas que se dan cita, desde el mediterráneo hasta el atlántico, ofrece opciones para todo tipo de gustos.

El carácter siempre ayuda

Otro aspecto que los extranjeros suelen destacar de España, sobre todo cuando vienen a teletrabajar aquí, pasa por el carácter español. Es difícil juzgar si es mejor o peor que otros (como suele decirse, para gustos los colores), pero lo que no se puede dudar es que por lo general hay un rasgo común: tener un talante abierto y sociable. 

Teniendo en cuenta que mucha gente que viaja para teletrabajar lo hace sola (o con su pareja, como mucho), esta personalidad siempre es de ayuda para no sentirte demasiado solo, en especial si no vas a ninguna oficina en la que tratar con compañeros.

Un coste de vida menor

Todo aquel que haya viajado en alguna ocasión por el norte de Europa u otros países occidentales, se habrá percatado de que España no es un país caro. Vale, tampoco los sueldos son los mismos que fuera, pero para quien teletrabaja, que cuenta con ventajas como ahorrarse el transporte, el tener que comer fuera y todas esas cosas, puede estar bien. 

Además, aunque ciudades como Madrid o Barcelona pueden ser caras, sobre todo debido a los desproporcionados alquileres y las hipotecas imposibles, hay otros sitios rurales más accesibles, y que pueden ser atractivos para teletrabajar.

Infraestructuras aceptables

En términos de infraestructura, España se sitúa a una razonable vanguardia en cuanto a conectividad digital. El país cuenta con una amplia cobertura de internet de alta velocidad, tanto en zonas urbanas como sitios algo más apartados

Esto, como es lógico, resulta crucial para el teletrabajo.

Flexibilidad en aumento

La flexibilidad laboral está en aumento en España, especialmente después de la pandemia. Algunas empresas han adoptado políticas de trabajo remoto de manera permanente o han implementado esquemas híbridos que combinan trabajo presencial y a distancia. 

Esto brinda a los teletrabajadores la libertad de organizar su tiempo de manera más personal y da la oportunidad de tener un mejor equilibrio entre vida laboral y personal.

Enrique Luque de Gregorio

LucusHost, el mejor hosting

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *