Empezar un negocio desde cero

Si has hecho clic en este post, significa que la idea de montar un negocio propio te ronda la cabeza desde hace tiempo.

Pero hay una pregunta que te frena… o más probablemente, unas cuantas:

  • ¿Qué puedo vender?
  • ¿Cómo me aseguro de que mi idea tiene futuro?
  • ¿Y qué hago para conseguir clientes?

Y así podrías seguir y seguir…

Pero lo mejor es que dejes de hacerte preguntas y leas este post con mucha atención, porque aquí te vamos a explicar cómo empezar un negocio desde cero.  😉

Además, lo vamos a hacer con un montón de ejemplos prácticos, para que puedas seguir nuestros consejos aunque sea tu primera vez emprendiendo.

¡A por ello!

Nota: es posible que tu objetivo no solo sea montar un negocio, sino reinventarte profesionalmente. En ese caso, atento al final del post, porque te dejaremos un recurso muy interesante.



Cómo empezar un negocio desde cero: guía paso a paso

Vamos a contarte el caso de Raquel.

Raquel lleva muchos años trabajando como fotógrafa para mujeres embarazadas, bebés y niños pequeños. Es un trabajo que siempre le ha gustado, pero que la obliga a pasar muchas horas fuera de casa.

Eso nunca le ha resultado un problema… pero ahora ella misma va a ser madre, así que la situación ha cambiado.

Por eso, tras pensarlo mucho, ha decidido reinventarse y emprender un negocio desde cero. Uno que le permita trabajar online desde casa, para así hacer más fácil la conciliación.

Este es el camino que sigue.

👉 1. ¿Cómo vas a generar ingresos? Define tu modelo de negocio

Raquel sabe que, para empezar su negocio online, debe tener claras dos cosas:

  • Qué servicio o producto va a vender.
  • A quién se lo va a ofrecer.

Dicho de otra forma, necesita definir su modelo de negocio.

Esto implica decidir…

➡️ A. Tu sector

Raquel siempre ha sentido mucho interés por el diseño web. Ha cursado alguna que otra formación y, de hecho, la página de su estudio de fotografía la hizo ella misma.

Y como ahora todos los negocios se están lanzando a vender online (y por lo tanto, necesitan tener su propia página), cree que es una buena oportunidad para dar el salto y ofrecer servicios de diseño web.

En concreto, decide focalizarse en el diseño para los profesionales de la fotografía, porque es un sector que conoce muy bien y sabe que así le será más fácil posicionarse.

➡️ B. Tu especialización (océano rojo vs. océano azul)

Raquel empieza a investigar…  y enseguida se da cuenta de que ya hay muchísimas agencias y diseñadores freelance que ofrecen servicios para fotógrafos.

Es un océano rojo (un sector con mucha competencia donde es muy difícil entrar).

Pero Raquel no se desanima.

Sigue informándose y descubre que hay otras profesiones relacionadas con el diseño web, pero donde la competencia es menor. Y una que le llama la atención es la del Optimizer Manager, que combina:

Sabe que para ofrecer ese servicio tendrá que formarse, pero le vale la pena.

Optimizer Managers hay pocos (y especializados en fotógrafos, menos todavía). Eso significa que es un océano azul y una oportunidad para reinventarse.

➡️ C. La necesidad que vas a cubrir

Por su experiencia, Raquel sabe que muchos fotógrafos no tienen claro cómo captar clientes online.

La mayoría tienen una web, pero:

  • Es un mero porfolio, con un diseño muy simple (no está optimizada para la conversión).
  • Además, la mayoría no tiene una estrategia de captación detrás, así que apenas reciben visitas.

En definitiva, esa web no les está sirviendo para conseguir clientes.

Esa es una necesidad que puede cubrir con su servicio: como Optimizer Manager, ella puede ayudar a esos fotógrafos a potenciar su estrategia online y generar ingresos mediante su web.

👉 2. Valida la idea (y comprueba si es una buena opción para emprender)

Raquel confía en que habrá muchos fotógrafos interesados en sus servicios y que no debería costarle mucho conseguir clientes… pero no quiere lanzarse a ciegas.

Por eso, antes de dar el salto decide validar su idea de negocio.

➡️ A. Crea una versión mínima viable de tu servicio

En primer lugar, crea una web muy simple (una one page) donde explica que:

  • Va a lanzar un nuevo servicio.
  • Estará dirigido a fotógrafos que quieran conseguir clientes online.
  • Está buscando a un grupo reducido de fotógrafos que quieran ser los primeros en probarlo (y que podrán acceder a ese servicio por un precio reducido).

Y al final de la página añade un formulario para inscribirse en una lista de espera.

Lo que ha hecho Raquel es crear una “versión mínima viable” de su servicio: una web básica que le va a permitir venderlo y comprobar si su audiencia lo demanda (y, por lo tanto, si vale la pena crear un negocio en torno a ese servicio).

El diseño de la página es muy simple, pero eso no le preocupa. Su prioridad es validar la idea cuanto antes.

➡️ B. Vende tu idea de negocio y mide la respuesta

El siguiente paso es atraer hasta esa página a fotógrafos que podrían tener interés en contratar sus servicios.

Para eso:

  • Corre la voz entre sus conocidos: incluyendo a amigos, familiares, y también a otros fotógrafos que conoce.
  • Sube publicaciones a sus redes sociales: y les pide a sus seguidores que las compartan para llegar al máximo número de personas posible.

Con el tiempo, varios fotógrafos acaban entrando en la página y rellenan el formulario, porque están interesados en trabajar con ella.

De esta forma, Raquel ha verificado que su idea de negocio es viable.

Y lo mejor es que esos fotógrafos que se han inscrito a la lista de espera son sus primeros clientes. Clientes que ha logrado captar en poco tiempo y sin apenas invertir, y con los que podrá:

  • Empezar a trabajar y ganar experiencia.
  • Recabar testimonios que aumentarán su autoridad y la ayudarán a cerrar aún más ventas.

Es un win-win. 😉

👉 3. Implementa una estrategia de marketing para conseguir clientes

Raquel ya tiene la seguridad de que su servicio es viable.

Ahora empieza a desarrollar diferentes estrategias para captar aún más clientes y hacer crecer su nuevo negocio.

➡️ A. Web + SEO

La one page que creó le sirvió para validar su idea de negocio. Pero ahora que va a lanzarse en serio, sabe que necesita una web completa.

Una que:

  • Transmita una imagen profesional.
  • Tenga varias páginas, para explicar a fondo sus servicios.
  • Esté optimizada a nivel técnico para el SEO.

De esta forma podrá desarrollar una estrategia de posicionamiento y captar clientes a través de Google.

Pero Raquel sabe que el SEO, aunque es una estrategia muy rentable, tarda un tiempo en dar frutos. Por eso, de manera simultánea, aplica otras estrategias que le permitirán cerrar ventas a corto plazo.

➡️ B. Tus clientes satisfechos son tus mejores comerciales

Muchos de los primeros clientes de Raquel han acabado tan contentos con ella que empiezan a recomendar sus servicios a otros fotógrafos, y eso hace que le lleguen nuevos interesados.

Raquel sabe que este boca a boca es una herramienta muy poderosa, y por eso decide convertirlo en una estrategia.

Lo que hace es hablar con todos sus clientes y proponerles un acuerdo de afiliación.

Así, cuando cierre una venta con una persona que venga recomendada por un cliente, este se llevará una pequeña comisión.

➡️ C. Convierte a desconocidos en clientes (con un email a puerta fría)

Otra estrategia que pone en práctica es enviar emails de venta a estudios de fotografía que no la conocen, para ofrecerles sus servicios como Optimizer.

Para redactar estos emails:

  • Investiga a fondo su web y comprueba si tienen una estrategia de posicionamiento en marcha.
  • Les escribe un correo personalizado explicándoles en qué consisten sus servicios y cómo les podría ayudar.

Así les deja claro desde la primera línea que ese email no es una plantilla, sino que se ha tomado el tiempo de conocer su empresa y analizar sus necesidades concretas.

➡️ D. Publicidad online: cierra ventas con los anuncios de Google.

Raquel decide reinvertir una parte de los ingresos que ha generado con sus primeros clientes para lanzar campañas en Google. 

Cuando un usuario hace clic en un anuncio, lo dirige a una landing page donde le presenta su servicio y le propone reservar una reunión informativa.

De esta forma Raquel ya tiene en marcha diversos canales de captación.

Y eso le da mucha estabilidad, porque si uno de esos canales le falla (por ejemplo, si no le viene ningún cliente referido por otro) podrá seguir cerrando ventas con los demás.

Nos vemos muy pronto.

LucusHost, el mejor hosting

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *