¿Por qué hay que quitarse el pijama durante la cuarentena?

¿Cómo nos ayuda quitarnos el pijama durante la cuarentena? ¿Por qué nos ayudará a sentirnos mejor durante el confinamiento? A continuación, intentaremos responder a estas preguntas.

Debido a la situación actual, todos hemos cambiado nuestra rutina diaria. En la mayoría de los casos estamos en cuarentena sin la posibilidad de salir de nuestras casas. Por lo tanto, nuestra casa ya no es el lugar de descanso, sino también nuestra oficina y nuestro gimnasio. Al cambiar este rol, durante la cuarentena es importante tener en cuenta aspectos como quitarse el pijama, maquillarse y comer a horas.

Por lo tanto, se hace necesario entender por qué es importante mantener la rutina de aseo y vestimenta. Ya que esto ayudará no solo a tu salud física, sino también a tu salud mental. Permitirá que puedas acomodar mejor tu horario, mantener una rutina y, por ende, controlar mucho mejor el tiempo que pasa en casa por estar en cuarentena.

Una rutina estructurada hace que te quites el pijama en cuarentena

Al estar en cuarentena, la tentación de quedarnos en casa se hace más grande, dejar de hacer ejercicios, descuidarnos en la comida, en fin, dejar totalmente de lado nuestra rutina. Pero esto es totalmente lo contrario a lo que debemos hacer.

En primer lugar, hay que dejar claro es que estas no son vacaciones, es una restricción de movimientos derivados de unas condiciones extraordinarias.

Por el contrario, hay que intentar adaptar la rutina de la manera más parecida posible. En ella, debemos incluir una hora para despertarse y para acostarse, horarios de comida, tiempo para hacer ejercicio y tiempos de ocio.

Asimismo, hay que intentar adaptar los espacios, dedicando uno o varios para trabajar y diferenciándolos de aquellos destinados a actividades recreativas o lúdicas.

Para que esa rutina se pueda cumplir de manera más efectiva, es necesario incluir en el principio de la misma el arreglo personal. Esta regla pasa por cambiar nuestra indumentaria cuando estamos trabajando.

En el momento que se acabe el horario establecido para trabajar, podemos volver a la ropa más cómoda. Esto ayudará a que tu mente se relaje y disfrutar más esa nueva actividad, a pesar de no poder cambiar de espacio.

Sin embargo, se recomienda dejar el pijama solo para dormir para que el cuerpo entienda que es el momento de dormir.

Autoestima y autoeficacia se impulsarán si te quitas el pijama

Cuando se está en cuarenta, es necesario que las propias perspectivas se mantengan sin la retroalimentación externa que normalmente tenemos de los demás y de nuestro contexto.

Por lo tanto, hay que modificarlas e impulsarlas de manera propia e individual, para que nos mantengamos motivados y cómodos con las actividades que vamos a realizar.

Desde esta perspectiva, quitarnos el pijama en la cuarentena nos ayudará de manera significativa, impulsando estas dos perspectivas. En primer lugar, la necesidad de aumentar nuestra autoeficacia. Esto es debido a que en estos momentos no tenemos las presiones externas que nos lleven a realizar las actividades que debemos hacer.

Por lo tanto, cambiar nuestro vestuario y adaptarlo a la actividad que se va a realizar ayudará a que lo podamos hacer de manera más efectiva. Un ejemplo de esto: si iniciamos un curso online, nuestro aprendizaje va a ser mucho más significativo si nos ubicamos en un contexto donde el espacio y la ropa son adecuados.

En segundo lugar, tenemos la autoestima. En condiciones normales, esta perspectiva es alimentada, en buena medida, por los elogios que recibimos de las otras personas.

Al estar en cuarenta, sabemos que son muy limitadas las personas con las que nos podemos relacionar cara a cara. Por lo tanto, esta autopercepción debe ser impulsada y alimentada por nosotros mismos.

Para cumplir con esta función de manera adecuada, el cuidado y arreglo personal son esenciales. En este caso, quitarnos el pijama, ducharnos, vestirnos o peinarnos va a ser un refuerzo para nuestra confianza.

Esto no solo ayuda a mantener la rutina, sino que también aumenta notablemente nuestra seguridad y autoestima, lo que nos mantendrá motivados a pesar de la situación que estemos pasando.



La motivación, clave para enfrentar la cascada emocional en cuarentena

Como sabemos, la motivación es fundamental para realizar cualquier actividad. Influye desde que nos despertamos hasta que nos acostamos. De ella depende que podamos cumplir nuestros sueños y metas. Sin embargo, esta se puede ver afectada por muchos factores, uno de ellos puede ser estar encerrados de día y de noche.

De igual manera, el hecho de tener una situación crítica a nivel mundial y el cambio de nuestra rutina de manera abrupta, puede generarnos síntomas de ansiedad y depresión. Esto va a crear un malestar general que afectará no solo nuestro funcionamiento personal, sino también al de las personas que nos rodean.

Se debe a que hay una sincronización entre lo que está sucediendo de manera interna (nosotros mismos) y lo de manera externa (lo que sucede en nuestro contexto).

A pesar de ser casi inevitable tener este tipo de síntomas, es importante saberlos enfrentar y manejar. Aquí es donde la motivación adquiere protagonismo, ya que con ella podemos encontrar y aplicar herramientas que ayudaran a controlar adecuadamente la situación. En este caso, la motivación puede ser alimentada con acciones como quitarse el pijama.

Al hacer el esfuerzo y quitarnos el pijama, no estamos dando un mensaje de que necesitamos levantarnos. Al hacerlo, nos impulsamos a hacer otras actividades que nos motiven y nos hacen seguir con nuestra rutina. Todo esto nos ayudará a seguir adelante y a controlar la cascada de emociones derivadas de la situación actual.

¿Por qué los astronautas se quitan el pijama en el espacio?

Para terminar, es importante dar un ejemplo de la importancia de quitarse el pijama cuando se está en confinamiento. Uno de los más conocidos es de los astronautas.

Cuando ellos están en una misión en el espacio, suele estar algunos meses encerrados. Aun así, ellos tienen implementada una rutina ayudada de elementos externos, como la vestimenta, para compartimentar las diferentes partes del día.

Con esto podemos ver la importancia de mantener una rutina diaria, en la que se incluyan cambios de atuendo y designación de espacios para hacer cada actividad. Esto nos ayudará a hacer mucho más llevadera la situación que estamos pasando y, por ende, a enfrentarla con más motivación.

Este artículo fue redactado y avalado por la psicóloga María Paula Rojas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: