Uno de los momentos más humillantes de mi infancia: «Nunca serás nadie»

Hoy voy a contarte una historia muy personal.

Siempre fui un niño bastante tímido.

Esta forma de ser se agudizó todavía más en mi adolescencia.

Recuerdo que, cuando iba a clase, siempre trataba de pasar desapercibido.

Sobre todo los primeros años de instituto, en los que cada año nos rotaban con nuevos compañeros.

Ponía tantas ganas en pasar desapercibido, que conseguía el efecto contrario y terminaba destacando por ser el chico más tímido y que menos hablaba de todo el colegio, me atrevería a decir.

Llamarse “Dean” no ayudaba tampoco.

Muchos niños cabr**** se reían de mi nombre.

Y solo porque nunca antes lo habían oído. Es común en EEUU pero raro en España.

A pesar de aquello, yo vivía en mi burbuja feliz.

Soñaba creando mis propios mundos, dibujando mis propias fantasías.

Me perdía en interminables dibujos que hacía durante las horas de clase y desconectaba completamente de la realidad.

Una cualidad que luego se revelaría imprescindible a la hora de diseñar interfaces de producto, tanto en SEOWarriors como en DinoRANK, que nacerían 20 años más tarde de un cuaderno y un boceto hecho a lápiz.

Como te podrás imaginar, esto era algo que no agradaba demasiado a los profesores.

Y una profesora me lo hizo notar pero bien un día… Por más que pasan los años, no se me termina de olvidar.

Recuerdo que era mi profesora de Física y Química, una señora mayor que tenía fama de tener pocos amigos y muy malas pulgas.

Yo no era un niño muy despierto en el “mundo real” o “mundo 1.0”, eso es cierto, pero creo que avergonzar a un niño delante de sus compañeros tampoco es la solución para que lo empiece a ser.

El diálogo que recuerdo fue algo muy similar a esto:

Profesora de Química: Dean, ¿puedes levantar la mesa donde estás sentado (“el pupitre”) y traerlo a esta otra punta de la clase? Así te tendré más vigilado y prestarás atención en lugar de dibujar.

Dean niño: Claro… [intento]. No puedo levantarla.

Profesora de Química: ¿Cómo que no puedes levantarla? Eres un niño grande, levántala como puedas o arrástrala hasta la otra punta de la clase. ¡Te estamos esperando!



Recuerdo que la arrastré lo mejor que pude mientras el resto de compañeros, a los cuales no conocía aún, no paraban de reírse a carcajadas.

Una vez llegué a mi destino, con la citada mesa:

Profesora de Química: Perfecto, Dean, ahora vuélvela a llevar a su sitio. Arrástrala de nuevo.

Todavía más risas.

Profesora de Química: Y otra vez.

Profesora de Química: Y otra vez.

Profesora de Química: Nunca serás nadie. Espero que esto te sirva para recordar que tienes que prestar atención al profesor en clase. Si sigues en tu mundo dibujando, nunca serás nadie.

No sé cuántas veces pude llevar la mesa arrastrándola de un lado a otro, agotado.

No consigo recordar el número.

Pero sí recuerdo lo que aquella profesora me hizo sentir.

Tampoco recuerdo su nombre.

Solo puedo decir que el instituto era el Vega del Jarama, en San Fernando de Henares.

Pero sí que hay algo que me gustaría hacer, Jose.

Viajar hacia atrás en el tiempo y poder contarle a aquella profesora algunos de los logros conseguidos durante estos años.

Contarle que somos una de las comunidades de SEO más grandes del mundo hispano.

Contarle que, desde que las lanzamos, se han registrado miles de personas, tanto en SEOWarriors como en DinoRANK.

Contarle que, en la primera clase publicada dentro de SEOWarriors, tuvimos 484 comentarios, 282 en la segunda, 327 comentarios en la tercera…

Contarle que muchos de los mejores SEOs hispanos del mundo han venido a impartir clases online dentro de SEOWarriors.

Gente como Carlos Darko, Álvaro Peña, Mijael SEO, Esteve Castells, Russ Madrigal…

Profesores que generan miles de euros al mes con nichos o consultores SEO de grandes agencias…

Enseñarle la Black Box de Hotmart.

Enseñarle SEOWarriors como lo que es hoy en día.

Enseñárselo a toda la clase. ¿Dónde están ahora?

Enseñárselo al mundo.

Hoy te lo enseño a ti.

😉

Dean.

LucusHost, el mejor hosting

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: